Como Cuando Éramos Niñas

como cuando eramos niñas

Recuerdo perfectamente, que una de las cosas que más me entusiasmaban cuando era niña, eran las pijamadas. Ya fuese en mi casa o en la casa de mis amiguitas, adoraba aquellos momentos cuando nos contábamos acerca del niño que nos gustaba o aquellos secretos que tenemos de niños.

Dicen que recordar es volver a vivir, así que te invito a que revivas esos momentos de la infancia, telefonees a tus mejores amigas y dediques una noche para disfrutar como cuando éramos niñas.

Esto es lo que necesitarás para la ocasión:

Con anticipación, coméntale a tu familia, los planes que tienes acerca  de la pijamada, para que lleguen a un acuerdo y puedas hacerla en la comodidad de tu casa. Una vez que tengas la casa disponible, comenta con tus mejores amigas la idea de la pijamada para establecer el día y la hora del encuentro.

Una vez que tengas acordada la fecha, haz una lista de lo que necesitas, lo principal será café con ¡muchas Galletas Gabi! Desde “Besos de Nuez”, “Besos de Chocolate” hasta “Roscas de Canela” y “Fina Variedad” serán sus aliados para ponerse al día y contarse todas esas noticias pendientes.

Si tienes buen espacio en tu casa, una buena idea para darle más emoción a la pijamada es montar una casa de campaña, ¡Así es, como cuando éramos niñas y hacíamos nuestros refugios con sábanas!

Al final de la noche y para no dormir, ten a la mano su película de terror favorita, puede ser el gran final de su noche o bien, manténganse despiertas, contando grandes historias. También pueden bailar, cantar, brincar, date permiso de volver a recodar aquellos momentos y qué mejor que sea en compañía de tus amigas, tus cómplices.

Espero te haya gustado esta linda idea, ponla en práctica este mes del Amor y la Amistad y ¡diviértete!